Entradas

La Unión Europea aprueba el reglamento de protección de datos

El pleno del Parlamento Europeo ha aprobado al reglamento de protección de datos, cuyo objetivo es para garantizar unos estándares comunes adaptados al entorno digital. El pleno también ha dado luz verde al Registro de Pasajeros de Transporte Aéreo.

Tras más de cuatro años de intenso trabajo, el pleno del Parlamento Europeo (PE) aprobó ayer definitivamente el nuevo reglamento general de protección de datos, que reemplaza a la obsoleta directiva sobre la misma materia, ratificada en 1995.

Este nuevo texto, que entrará en vigor 20 días después de su publicación en el Diario Oficial de la UE y que será de aplicación directa en todos los estados, es un paso definitivo para armonizar las normativas vigentes de los países de la UE, para devolver a los ciudadanos el control de sus datos personales y para garantizar unos elevados estándares de protección, confianza y seguridad jurídica.

Entre las disposiciones que aparecen en este extenso trabajo legislativo hay que destacar el derecho de rectificación en Internet -conocido como derecho al olvido-, mediante la modificación o supresión de datos personales; la obligación de obtener un consentimiento claro y afirmativo de los usuarios; el derecho a ser informado sobre un posible pirateo de datos personales; así como multas de hasta el 4% de facturación global de las empresas en caso de infracción sobre estos datos.

Este paquete normativo incluye además una directiva sobre transmisión de datos para cuestiones judiciales y policiales. La intención de este texto es proteger a las personas implicadas en investigaciones policiales o procesos judiciales -víctimas, acusados o testigos- mediante la clarificación de sus derechos y el establecimiento de límites en la transmisión de datos.

LEER NOTICIA COMPLETA EN SU FUENTE ORIGINAL

FUENTE ORIGINAL: EXPANSION.COM

Hoy se celebra el día europeo de la Protección de Datos.

El 28 de enero es el día de la Protección de Datos en Europa, se trata de una jornada impulsada por la Comisión Europea, el Consejo de Europa y las autoridades de Protección de Datos de los estados miembros de la Unión Europea, con el objetivo de promover el conocimiento entre los ciudadanos acerca de cuáles son sus derechos y responsabilidades en materia de protección de datos.

Coincidiendo con la celebración de este día se suelen realizar numerosos actos. Este 2016 se celebra el 10º aniversario del Día Europeo de Protección de Datos. La fecha señalada se debe a la conmemoración de la apertura del Convenio nº 108 del Consejo de Europa, de 28 de enero de 1981, para la protección de las personas con respecto al tratamiento automatizado de datos de carácter personal.

Este año es de especial relevancia por las recientes novedades en la materia, tras la aprobación por el Parlamento Europeo de la propuesta de nueva legislación de protección de datos de la Unión Europea que tiene como objetivo “dar a los ciudadanos el control sobre sus datos privados”.

La UE aprueba la ley de protección de datos, bloqueada desde 2013

La UE aprueba la ley de protección de datos, bloqueada desde 2013.

Bruselas llevaba tres años en busca de una buena ley de protección de datos que proteja la información de los ciudadanos europeos. Este martes, el Parlamento Europeo —reunido en pleno en Estrasburgo (Francia)—, junto a las otras instituciones de la UE, ha dado finalmente el visto bueno a la propuesta de la Comisión liderada por la comisaria del ramo, Vera Jourová, para dotar a la UE de una nueva ley de protección de datos.

Accede a la noticia completa aquí.

Texto del Parlamento Europeo.

El vaso de la neutralidad de la red se queda medio vacío.

El vaso de la neutralidad de la red se queda medio vacío.

Internet surgió en la década de los sesenta como una especie de mundo paralelo al analógico pero en el que no había reglas. Su espíritu, eminentemente libre y anárquico, ha logrado mantenerse en cierta medida a pesar de haber ido viéndose atenuado a lo largo del último medio siglo. Esa esencia tan amenazada como defendida que caracteriza a la red es la neutralidad, la cual comporta, básicamente, que los proveedores de internet no pueden establecer favoritismos ni restricciones en cuanto a la información que circula por la red.

Pues bien, el pasado 27 de octubre y tras rechazar todas las enmiendas planteadas, una amplia mayoría del Parlamento Europeo dio luz verde a una nueva regulación de internet con el objetivo de asegurar su neutralidad. El legislador concretaba sus buenas intenciones en una obligación impuesta a las empresas que ofrecen acceso a internet consistente en tratar el tráfico de manera equitativa, sin bloquear o ralentizar adrede el desplazamiento de los contenidos.

Sin embargo, los fantasmas aparecen en cuanto se abre el cajón de sastre de las excepciones al cumplimiento de dicho mandato. La lista de salvedades es la siguiente: que medie orden judicial, que se busque garantizar el cumplimiento de la ley, que se pretendan evitar congestiones en internet o que se combatan ataques cibernéticos.

Asimismo, las medidas a adoptar han de ser transparentes, no discriminatorias, proporcionadas y limitadas en el tiempo.

Al legislador no le basta con emplear constantemente conceptos jurídicos indeterminados, sino que echa más leña al fuego de la ambigüedad con una previsión aparentemente independiente de la obligación y de las excepciones al respeto a la misma. Ese inciso consiste en que las compañías pueden ofrecer unas condiciones especiales que en ningún momento quedan definidas, de tal suerte que confiere margen de discrecionalidad a los proveedores de acceso a internet para elegirlas. Es más, el único ejemplo que pone el Parlamento Europeo para ilustrar esas condiciones es que, de ser necesario, puede mejorarse la calidad de internet para algunos servicios. La única mancha que alberga la carta blanca que concede el legislador a las empresas reside en que todo ello no repercuta en la calidad general.

Pero, incluso con la observancia de esta última garantía, el escenario muestra una red de dos velocidades: la de la calidad general para la inmensa mayoría de los usuarios y la de la calidad mejorada para unos pocos. Así, se adivinan las orejas del lobo, en este caso del lobby, detrás de ese inciso que hace el Parlamento Europeo y de la caperuza roja que han intentado ponerle en forma de supresión del roaming.

En definitiva, puede afirmarse que, con esta disposición rebosante de lagunas, Europa ha hecho un brindis al sol para dejar el vaso de la neutralidad de la red medio vacío.

Alejandro Romero de los Santos

Advancip Blog Jurídico

Europa sienta las bases para crear el mercado único digital

Europa sienta las bases para crear el mercado único digital

El Parlamento, el Consejo y la Comisión Europea se proponen cerrar, en estos últimos meses de 2015, el nuevo reglamento de protección de datos, primer paso para facilitar el desarrollo del negocio digital en la UE.

Arranca un trimestre decisivo para la protección de datos en Europa. El acuerdo alcanzado el pasado mes de junio por los ministros europeos de Justicia significó la colocación de la última piedra en las fundaciones del que será el nuevo reglamento de protección de datos personales de la Unión Europea (UE). Así lo reconoció ayer Thomas Zerdick, subjefe de la unidad de protección de datos de la DG de Justicia de la Comisión, al afirmar que, “por fin, estamos viendo la luz al final del túnel y pronto, seguramente antes de que termine 2015, contaremos con un nuevo reglamento aprobado y de aplicación en los 28 estados miembros”.

Continua leyendo la noticia aquí.

Fuente: Expansión