Entradas

Detenido en Lora del Río por difundir imágenes sexuales de su expareja en las redes

La Guardia Civil ha detenido en Lora del Río (Sevilla) a una persona por difundir imágenes de contenido sexual de otra persona de Cádiz con la que mantuvo una relación.

Según ha explicado el instituto armado, al detenido se le imputa un delito contra la intimidad al difundir imágenes de contenido sexual a través de las redes sociales.

La víctima inició una relación sentimental con el ahora detenido, enviándole fotos íntimas durante el tiempo que estuvieron juntos.

Cuando la relación finalizó, el detenido supuestamente creó un perfil falso en redes sociales, contactando con la víctima y amenazándola con enviar sus fotos íntimas a todos sus contactos si no mantenía una relación íntima con él.

Como la víctima no accedió a su solicitud, el detenido consolidó la amenaza, difundiendo las imágenes.

Una vez presentada la correspondiente denuncia, los agentes comprobaron los hechos y localizaron y detuvieron en Lora del Río a la persona que había mantenido una relación la víctima.

ACCEDER A LA NOTICIA COMPLETA EN SU FUENTE ORIGINAL

FUENTE ORIGINAL: ABCDESEVILLA

El Tribunal Supremo confirma que el ‘discurso del odio’ en redes sociales no está amparado por la libertad expresión

La Sala II del Tribunal Supremo ha confirmado un año y medio de prisión e inhabilitación absoluta por 10 años para Aitor Cuervo Taboada por delito de enaltecimiento del terrorismo y menosprecio a sus víctimas, por el contenido de una serie de mensajes que subió a sus cuentas en las redes sociales Facebook y Twitter en el año 2013. La sentencia hace un análisis de la jurisprudencia del Tribunal Constitucional, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, y el propio Supremo sobre el denominado ‘discurso del odio’ (alabanza o justificación de actos terroristas), y destaca que comportamientos de ese tenor no merecen la cobertura de derechos fundamentales como la libertad de expresión o ideológica “pues el terrorismo constituye la más grave vulneración de los derechos humanos de la comunidad que lo sufre”.

Entre los 13 mensajes que se destacan en los hechos probados de la sentencia de la Audiencia Nacional, que queda ahora ratificada, figuran los siguientes: “A mí no me da pena alguna Miguel Ángel Blanco me da pena la familia desahuciada por el banco”, “Dos noticias, una buena y una mala: La buena, en La Carolina (Jaén) le han quemado el coche a un concejal pepero. La mala, el pepero no estaba dentro…”, “Si al final Aznar regresa de pleno a la política activa, espero que ETA lo haga también, para equilibrar la balanza”, o “Tengo la botella de champán preparada para el día que se retome la lucha armada, la idea de la muerte o el exilio no me asusta cuando se trata de pelear por una batalla justa”.

Al aplicar al caso concreto la jurisprudencia sobre el ‘discurso del odio’, el Supremo rechaza el recurso del acusado, que alegó que la Audiencia Nacional no había sopesado las detalladas explicaciones sobre cada de una de las frases que había realizado en el acto del juicio.

“Objetivamente las frases encierran esa carga ofensiva para algunas víctimas y laudatoria y estimuladora del terrorismo que a nadie escapa. Las explicaciones a posteriori no tienen capacidad para desvirtuarlas. No están presentes en el mensaje que es percibido por sus numerosos receptores sin esas modulaciones o disculpas adicionales. Y eso necesariamente era captado por el recurrente”, contesta el alto tribunal.

“Ciertamente en ocasiones –añade la resolución– probar la inocencia se convierte en una tarea imposible (probatio diabólica) pero no tanto porque el Tribunal imponga una carga desmesurada e improcedente, sino porque los hechos aparecen con tal evidencia que se torna tarea hercúlea desmontarla. El delincuente in fraganti tropieza con un muro insorteable para convencer de su supuesta inocencia al Tribunal. Pero eso es así no por una aplicación indebida de las reglas sobre la carga de la prueba sino por la misma forma de aparición del suceso. En delitos de expresión en que el mensaje, objetivamente punible, ha quedado fijado, una vez aceptada la autoría, se complica evidentemente la posibilidad de eludir la condena. Nada reprochable ha de verse en ello. Los hechos han sido probados y ciertamente desde ahí se hace muy difícil encontrar una disculpa razonable que sea convincente”.

La sentencia rechaza además aplicar al caso el nuevo artículo 579 bis del Código Penal, que permite una rebaja de condena a la vista de la gravedad de los hechos, medio empleado y resultado producido. “No se dan los presupuestos para semejante devaluación de la gravedad de conducta, a la vista de la pluralidad de mensajes y la dualidad de modalidades típicas abarcada”, es decir, que hay mensajes tanto de enaltecimiento del terrorismo como de humillación a las víctimas.

 

LEER NOTICIA COMPLETA EN SU FUENTE ORIGINAL

FUENTE ORIGINAL: COMUNICACIÓN PODER JUDICIAL

Condenado por un delito de odio a un año y medio de prisión por subir a una red social un videoclip antisemita

La titular del Juzgado de lo Penal número 1 de Pamplona ha condenado a un año y seis meses de prisión y 1.920 euros de multa por un delito de odio a un vecino de Ribadofra de nacionalidad marroquí que subió a su cuenta de Facebook un vídeo de alto contenido antisemita titulado “Asesina a todos los judíos”.

En la sentencia, que puede ser recurrida ante la Audiencia de Navarra, la magistrada explica que aunque la libertad ideológica y la libertad de expresión protegen la libre exposición de las ideas, incluso rechazables y molestas para algunas personas, “en ningún caso tales libertades pueden dar cobertura al menosprecio y el insulto contra personas o grupos, o la generación de sentimientos de hostilidad contra ellos”.

Al respecto, la juez asegura que el vídeo “es sin duda una incitación directa a la violencia contra los judíos”.

En el juicio, celebrado el pasado 12 de septiembre, el acusado, de 29 años, alegó que no se acordaba de haber colgado el vídeo, arguyó que lo subió a la citada red social sin darse cuenta y afirmó ser contrario a la violencia. El fiscal solicitó una pena de dos años de prisión y una multa de 2.880 euros, mientras que la defensa reclamó la absolución.

Al respecto, la juez rechaza la versión exculpatoria ofrecida por el encausado, que usó un nick (seudónimo), al considerar que por la dinámica de la red social es “poco probable colgar en el muro propio algo sin darse cuenta”. Y más, añade, teniendo en cuenta que el inculpado tenía dos perfiles y diferenciaba que uno era público y otro privado.

Además, a pesar de que el acusado reconoció que era violento, no retiró de su muro el vídeo, que fue colgado el 27 de febrero de 2015 y permaneció hasta que intervino la Guardia Civil en abril de ese año. En el transcurso de ese tiempo el videoclip fue reproducido en 38 ocasiones.

En el citado vídeo, según se describe en la sentencia, aparecen unas mujeres que incitan a la violencia contra las personas de religión judía y contra el estado de Israel, en el que reiteradamente se dice “mata, mata a los judíos”, mientras se arranca la cabeza a un muñeco vestido de judío ortodoxo, “al que también simulan clavar de forma reiterada un cuchillo de grandes dimensiones”.

Asimismo, en el videoclip se incluye la imagen de tres menores judíos que fueron primero secuestrados y luego asesinados bajo la rúbrica “tres judíos aniquilados”, así como la imagen de una familia que se identifica como “sionista aniquilada”. Este vídeo fue publicado sin ningún tipo de restricciones “para facilitar su reproducción”.

Según la juez, “puede concluirse en consecuencia y sin género de duda que la incitación es directa al odio como sentimiento y a la ejecución de una serie de actos violentos contra las personas judías, y contra el estado de Israel en general”.

Para la determinación de la condena por el delito de odio cometido, cuya pena oscilaba de uno a tres años según el artículo 510 del Código Penal vigente en abril de 2015 —posteriormente reformado—, la magistrada razona que se trata de un único vídeo, pero el contenido del mismo y la evidente finalidad de distribución ponen de manifiesto que, pese a no ser la conducta especialmente grave, no procede imponer la pena mínima.

LEER NOTICIA COMPLETA EN SU FUENTE ORIGINAL Y ACCEDER A LA SENTENCIA 

FUENTE ORIGINAL: COMUNICACIÓN PODER JUDICIAL

Detenido un ciberdepredador sexual que acosó a más de 100 niñas

La Policía Nacional ha detenido en Zaragoza a un “ciberdepredador”, en terminología policial, que engañó a al menos 103 niñas menores edad, de entre 10 y 14 años, para que le enviaran imágenes de contenido sexual haciéndose pasar por una adolescente bisexual en varias redes sociales.

Al detenido, según informa la Policía Nacional, se le considera presunto autor de delitos de corrupción de menores, descubrimiento y revelación de secretos y producción de pornografía infantil.

El arrestado se valía de perfiles falsos en las redes sociales más populares entre los adolescentes para captar a sus víctimas. Se hacía pasar por una chica adolescente y bisexual, y convencía a las a las menores para que le enviasen fotografías y vídeos de carácter sexual a cambio de pequeñas recargas de saldo para sus teléfonos, dinero en efectivo o terminales telefónicos.

LEER NOTICIA COMPLETA EN SU FUENTE ORIGINAL

FUENTE ORIGINAL: EL IMPARCIAL

La diputada Carla Antonelli denuncia que sigue recibiendo amenazas de muerte en Twitter

La diputada socialista en la Asamblea de Madrid, Carla Antonelli, ha denunciado hoy que sigue recibiendo amenazas de muerte en la red social Twitter por su defensa del colectivo de lesbianas, gais, transexuales y bisexuales (LGTB).

«Continúan amenazas de muerte, ahora hacia mí. ¿Van a hacer algo?», pregunta la diputada del PSOE-M en su cuenta en la red social, desde donde remite a los últimos tuits amenazantes que ha recibido.

LEER NOTICIA COMPLETA EN SU FUENTE ORIGINAL

FUENTE ORIGINAL ABC DE SEVILLA

El Tribunal Supremo condena a un año prisión a una joven por humillar a través de twitter a Irene Villa y a Miguel Ángel Blanco

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha condenado a un año de prisión a una joven por un delito de enaltecimiento del terrorismo y humillación a las víctimas cometido al difundir a través de twitter, bajo el perfil de ‘Madame guillotine’, mensajes que atentaron a la dignidad de Irene Villa y Miguel Ángel Blanco. Los magistrados rebajan de 2 a 1 año de prisión la pena que le impuso la Audiencia Nacional al estimar parcialmente el recurso de casación interpuesto por la acusada, acogiendo el motivo en el que alegaba la desproporción de la condena.

Según los hechos probados, la joven, nacida en 1991, publicó comentarios y expresiones desde su perfil de Twitter, donde tenía 790 seguidores, con el fin de denigrar la memoria de la víctima de la organización terrorista ETA, Miguel Ángel Blanco, y despreciar a Irene Villa, víctima también de un atentado, así como ensalzar las actividades de miembros de la citada organización.

La sentencia, de la que ha sido ponente el magistrado Julián Sánchez Melgar, considera que las expresiones se enmarcan dentro del discurso del odio que no están protegidas por la libertad ideológica o de expresión. Añade que no se trata de criminalizar opiniones discrepantes sino de combatir actuaciones dirigidas a la promoción pública de quienes ocasionan un grave quebranto en el régimen de libertades y daño en la paz de la comunidad con sus actos criminales, atentando contra el sistema democrático establecido. Asimismo, indica que la humillación o desprecio a las víctimas afecta directamente a su honor y a su dignidad, perpetuando su victimización, que es actualizada a través de esa conducta.

LEER NOTICIA COMPLETA EN SU FUENTE ORIGINAL

FUENTE ORIGINAL: CONSEJO GENERAL DEL PODER JUDICIAL “poderjudicial.es”.

Sentencia pionera: @LuisPineda_ de Ausbanc deberá tuitear 30 días su condena por difamar a @RubenSanchezTW

La Audiencia de Sevilla ratifica la decisión del Juzgado de Primera Instancia. Es la primera vez que en España se obliga a un condenado a publicar el fallo de la sentencia a diario a lo largo de todo un mes.

La Audiencia Provincial de Sevilla ha ratificado la sentencia del Juzgado de Primera Instancia número 22 de Sevilla que condena al abogado y empresario Luis Pineda, propietario del negocio jurídico y editorial Ausbanc, por intromisión ilegítima en el derecho al honor del periodista y portavoz de FACUA-Consumidores en Acción Rubén Sánchez.

En un auto fechado el 8 de septiembre, la Sección 8ª de la Audiencia de Sevilla confirma que Pineda ha utilizado en Twitter “expresiones y comentarios vejatorios e insultantes” contra Sánchez que “evidentemente lesionan su honor” y cuya “reiteración” representa “una muestra clara de la intención de atentar contra el honor ajeno”.

Leer más aquí.

Fuente: http://www.facua.org/

El “lado oscuro” del progreso tecnológico

El “lado oscuro” del progreso tecnológico 

El progreso tecnológico ha traído indudablemente desarrollo a nuestra intrincada sociedad y facilidades a nuestras afanosas vidas cotidianas, pero no debemos olvidar la otra cara de este fulgurante crecimiento y el menoscabo que causa a diferentes ámbitos que nos afectan directamente.

En nuestro planeta habitamos alrededor de 7.300 millones de personas, de las cuales el 59% no tiene acceso a las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), según el Informe de Medición de Sociedad de la Información de 2014 de Naciones Unidas. Se calcula que en los países desarrollados el 78% de los hogares tienen acceso a Internet frente al 31% en los países de ingresos medios y el 5% en los países menos desarrollados. Un dato significativo es que las inscripciones de nombres de dominios en países desarrollados representan el 80% y en África menos del 1%. Según indicadores de acceso a las TIC, la República Centroafricana ocupa el último lugar y Dinamarca el primero; y EE.UU. y Rusia tienen una tasa de conectividad del 84% mientras que Etiopía y Myanmar se sitúan debajo del 2%.

Los motivos causantes de esta desigual situación son la falta de infraestructura, el alto precio fijado para los usuarios y la dificultad de hallar contenido en lengua nativa. La responsabilidad de esta disparidad no es únicamente achacable a los operadores de telecomunicaciones, pues los Gobiernos de estos países no favorecen la proliferación de las TIC mediante la prestación de ayudas económicas.

Hay casos en los que el problema no es la falta de infraestructura sino la ineluctable censura, como ocurre en China y Cuba.

Correctamente China ha imitado a la perfección las webs americanas y ha prohibido Google sustituyéndolo por el motor de búsqueda Baidu, Twitter por Waibo, Facebook por Renren y Youtube por Youku. El motivo de esta prohibición es evitar que el almacenamiento de datos salga fuera de los servidores sitos en China y controlar así la información que se considera sensible como la palabra clave prohibida Tian Na Meng, que es como se conoce a las protestas acaecidas en 1989 contra el Partido Comunista Chino. Los internautas se enfrentan al llamado Gran Cortafuegos o “Proyecto Escudo Dorado”, como se vanagloria de llamarlo las autoridades, y es la vigilancia de internet llevada a cabo por el Ministerio de Seguridad Pública. No obstante, es llamativo que los medios de comunicación gubernamentales como la televisión pública CCTV o El Diario del Pueblo (periódico oficial del Partido Comunista) disponen de cuentas activas en Twitter.

El caso de Cuba es igualmente desmedido. La conexión en el domicilio está permitida a algunos profesionales así que la población ha de acudir a cibersalas a las que tienen acceso abonando 5 euros por hora, siendo el salario medio de 20 a 30 euros mensuales. El Gobierno culpa de esta situación al embargo impuesto por EE.UU., lo cual no se sostiene toda vez que en el año 2011 se instaló un cableado submarino de fibra óptica entre Cuba y Venezuela al que accede el Ejército y los servicios secretos, pero no la población cubana.

Venezuela ha seguido los pasos de China y ha creado sus propias redes sociales a las que ha llamado Red Patria.

Otro caso es Irán que si googleas la palabra “sexo”, aparece un mensaje que te invita a que compres El Corán.

O Turquía, país condenado por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos por violación de los derechos de los usuarios de internet, y en el que recientemente se ha condenado a una periodista a 2 años de prisión por marcar “Me Gusta” en Facebook a un artículo crítico con la gestión del Presidente Erdoğan.

La reacción de los internautas frente a este incesante intento de los Gobiernos de domeñar a la población es la utilización de la llamada darknet o deep web con la que soslayan estos controles ocultando la identidad del lugar desde el que se conectan a la Red.

Diferente caso son las llamadas “zonas remotas” (que seremos igual de remotos nosotros para ellos). Para favorecer el acceso a internet de estas zonas, Google está trabajando en el Project Loon que consiste en el despliegue de una red de globos aerostáticos de 15 metros de diámetro que navegarán impulsándose con energía solar a 20 kilómetros de altitud.

Asimismo Facebook está trabajando en el proyecto llamado Aquila, consistente en lanzar una flota de drones del tamaño de un Boeing 747 movidos por energía solar que sobrevuelan a una altura estimada de 18 kilómetros.

En su insaciable afán expansionista Mark Zuckerberg ha impulsado un proyecto denominado Internet.org que opera en países como Kenia, Ghana, Tanzania, La India y algunos de América Latina. Este aparentemente loable proyecto viola el llamado principio de neutralidad de la red atentando contra el libre flujo de información y el acceso libre a Internet. Este vejamen se produce porque quienes deciden los servicios de que dispondrán los usuarios son el propio Facebook, el Gobierno de cada país y el operador (se ha aliado con compañías mundiales como Nokia y Samsung). Entre las potestades de Facebook están la capacidad de decidir si acepta una determinada página en la plataforma o la de rastrear libremente a los usuarios, a los que no les asegura unas mínimas condiciones de privacidad puesto que las comunicaciones no están cifradas. Recientemente algunas empresas de La India retiraron su apoyo al proyecto lo que provocó una “apertura” hacia nuevos desarrolladores, pero estos deberán cumplir las restricciones impuestas si quieren ser aceptados por Facebook para formar parte del potentado equipo.

Con aparentemente loables intenciones estamos presenciando otra forma de dominación del autodenominado país civilizado sobre el país “incívico”. Desde tiempos inmemoriales, estos Estados han tratado de imponer su forma de vida bajo el escudo benefactor de la religión y/o el progreso, siendo una repetición incurable de un patrón de conducta esta vez disfrazado de filantropía digital que esconde un feroz modelo de negocio y de control social. Si las multinacionales del entorno digital extendieran sus tentáculos sobre todos los rincones del planeta decidiendo el contenido al que acceden y sin unos mínimos de seguridad, recabarían información crucial sobre hábitos de navegación, datos relativos a la esfera privada o consultas de índole político bastante jugosa para los omniscientes Estados soberanos con los que como es sabido operan de forma simbiótica.

No olvidemos las 230 visitas realizadas por representantes de Google a la Casa Blanca desde que Barack Obama llegó al poder; o el escandaloso caso de espionaje masivo llevado a cabo por la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos dirigido a más de 35 líderes mundiales y a ciudadanos de todo el mundo mediante el programa de vigilancia cibernética PRISM, con la connivencia de las nueve mayores empresas de Internet, entre ellas Google, Facebook, Yahoo o Skype.

Otro caso soterrado de control, en este caso periodístico, es el proyecto encabezado por Google llamado Digital News Initiative (DNI). Está dirigido a editores y periodistas europeos que difícilmente podrán respetar la objetividad requerida ante semejante mecenazgo. En este proyecto están incluidos medios tan prestigiosos como The Financial Times, The Guardian, La Stampa o El País y está dotado con 150 millones de euros que invertirán en cursos de formación y prestación de recursos online. Aludiendo al refranero español: “A honra demasiada, interés encubierto”.

Otra cara del poliédrico Lado Oscuro del progreso tecnológico es el de los minerales necesarios para su fabricación. Además del encarecimiento de algunos materiales como el caso del selenio o el galio básicos para la fabricación de smartphones, hay falta de materiales sustitutos como le ocurre al indio necesario para la fabricación de pantallas de ordenadores. Pero lo más preocupante es la presencia de minerales en conflicto como el coltan y el tántalo cuyas reservas mundiales proceden en su mayoría de la República Democrática del Congo y están controladas por grupos armados.

Por último hay otra cruda realidad vinculada al negocio armamentístico, pues algunas de las marcas más conocidas de videojuegos, como es el caso de Call of Duty, utilizan representaciones de armamento real para hacer más excitante la experiencia del juego. Evidentemente eso supone pagar unos derechos a la industria armamentística oscilantes entre la nada desdeñable cantidad del 5% y el 10% de los ingresos percibidos por las ventas.

En cuanto al factor psicológico, las nuevas tecnologías nos han aportado muchas cosas positivas, efectividad, capacidad de comunicación inmediata, pero también es indiscutible que estamos pagando un elevado coste pues somos la generación de la existencia humana que más estrés sufre, que menos libertad personal tiene, más controlada, mediatizada e incluso espiada de toda la historia de la Humanidad. Miramos inconscientemente el terminal incontables veces al día, si sufrimos la desgracia de quedarnos sin móvil horas o días nos invade un sentimiento de desubicación e incluso repetimos el gesto de mirarlo cual pulsión incontrolada, hemos empobrecido el lenguaje con iconos y las relaciones interpersonales con chats, tenemos apps instaladas que envían datos de nuestra localización cada pocos minutos a servidores ignotos (las apps que informan de la previsión del tiempo recogen la localización del usuario cada 10 minutos de media) y estamos expuestos a las veleidades de mentes insanas prestas a cometer delitos como ciberacoso, ciberbullying, cibergrooming, etc. con las consecuencias del alcance global que el ciberespacio tiene.

Los psicólogos alertan del creciente número de suicidios en adolescentes y del incremento de jóvenes depresivos o anoréxicos como consecuencia de hechos relacionados con su ordenador o smartphone. No debemos olvidar que los niños, cuya edad media para disponer de un móvil en España es de 13 años, no tienen como los adultos una doble identidad en la vida online y offline sino que se muestran en la Red de forma transparente sin controlar los contenidos que suben.

El escritor George Orwell publicó en el año 1949 su premonitoria novela “1984” que narraba una sociedad sometida a una vigilancia masiva a cuyo ubicuo y abyecto dictador lo llamó Gran Hermano. Este omnipresente mandatario instalaba “telepantallas” en las calles y casas de la población para vigilarles indiscriminadamente, lo que imagino suscitaría sorpresa e incredulidad en el lector de la época. Pues esa sociedad ha llegado y vivimos en ella, ataviados con gadgets, smartphones y SmartTV oyentes e incluso Barbies espías que envían conversaciones mantenidas con menores a servidores de grandes multinacionales con, indudablemente, laudables intenciones.

Suscribo las sabias palabras del conspicuo escritor y filósofo espiritualista hindú Jiddu Krishnamurti: “No es saludable estar bien adaptado a una sociedad profundamente enferma”.

MARÍA AYARRA GARCÍA DE ZÚÑIGA

Abogada especialista en Privacidad y Seguridad de la Información

DPO Privacidad

@Maria_Ayarra​ @DPOPrivacidad


Fuentes:

-Informe de Medición de Sociedad de la Información de 2014 de Naciones Unidas
-EL MUNDO, JORGE BARRENO “Agua, luz e Internet para África” 19/2/2015
-DIARIO TURING, “Más de 4.000 millones de personas sin acceso a internet, según un organismo de la ONU”  24/11/2014
-EFE FUTURO “El acceso a Internet es aún minoritario” 26/2/2015
-XATAKA, “El  90% de los que no tienen acceso a Internet pertenecen a países en vías de desarrollo” 26/11/2014
-RTVE.es, “La brecha digital aumenta: 2.500 millones de personas no pueden permitirse Internet” 26/11/2014
-ADSLZONE, CARLOS GONZÁLEZ “Hay 4.300 millones de personas desconectadas de internet” 28/11/2014
-TIC BEAT, RAMIRO RIVERA “Muchos usuarios de Facebook en países en desarrollo no saben que Internet existe” 27/2/2015
-EL HUFFINGTON POST, FRÉDÉRIC MARTEL “Diez cosas que no sabías sobre Internet y la censura” 25/11/2014
-GENBETA “Viviendo bajo el Gran cortafuegos de China” 31/1/2015
-EL UNIVERSAL.MX “China refuerza su control sobre Internet” 4/2/2015
-XATAKA, JUAN CARLOS GONZÁLEZ “Ésta es la tecnología prohibida en China y por qué es así” 5/2/2015
-ABC.es “Twitter, censurado en China, entra por la puerta de atrás y abre oficina en Hong Kong” 10/3/2015
-EL NUEVO HERALD, EFE “El gobierno cubano dice que ampliará acceso a internet” 19/2/2015
-DIARIO DE CUBA, OSMAR LAFFITA ROJAS “Por qué tiene Cuba tan mal índice de conexión a Internet” 2/06/2015
-EL PAÍS, ANDRÉS MOURENZA “Qué pasa con internet en Turquía” 5/5/2015
-DIARIO TECNOLOGÍA “Venezuela crea Red Patria, sus redes sociales alternativas” 19/5/2015
-XATAKA “Los globos de Google evolucionan, ya han viajado más de tres millones de kilómetros” 21/11/2014
-VANGUARDIA.MX “Así son los globos de Google que llevarán internet a zonas despobladas” 21/4/2015
-20MINUTOS“Facebook ya ha probado su dron de energía solar que lleva Internet a zonas aisladas” 28/3/2015
-TVN TECNOLOGÍA”F​acebook prueba con éxito su dron para llevar internet al fin del mundo” 28/3/2015
-HIPERTEXTUAL, MARIANNE DIAZ HERNANDEZ “Internet.org, ¿obra benéfica o amenaza para la neutralidad de la red?” 18/5/2015
-DIARIO TURING, BERNARDO GUTIÉRREZ “India y América Latina se levantan contra el proyecto de internet gratuita de Facebook” 19/4/2015
-GIZMODO “El proyecto Internet.org de Facebook es un atropello a la privacidad” 5/4/2015
-LA VANGUARDIA “Facebook ampliará su iniciativa para el acceso gratuito a internet” 4/5/2015
-EL CONFIDENCIAL, A.P. “Google escoge a El Confidencial como socio para abrir camino en la prensa digital” 28/4/2015
-TRECEBITS, MANUEL MORENO “Google crea la “Digital News Initiative” para potenciar el buen periodismo digital” 28/4/2015
-ELANDROIDELIBRE.com, JAVIER ELÍO “Cómo, sin saberlo, puedes estar financiando con videojuegos la industria de armas” 5/5/2015
-MÓVILZONA, DAVID G. BOLAÑOS “Los minerales en conflicto, ¿aún son el lado más oscuro de los móviles?” 18/2/2015
-ADSLZONE, DAVID VALERO ”La escasez de metales raros pone en jaque la fabricación de móviles en el futuro” 24/3/2015
-ABC.es, CLÍNICA UNIVERSIDAD DE NAVARRA “La nueva adicción a las tecnologías: Tecnoestrés” 22/5/2015
-DIRIGENTESDIGITAL.com, VIRGINIA PALOMO “El coste de la adicción a las TIC” 13/4/2015
-CINCO DÍAS, ROBERTO ADEVA “Los Smartphones y el acceso constante a Internet daña psicológicamente a los niños” 23/3/2015

 

La usurpación de nombres de usuario en las redes sociales

La usurpación de nombres de usuario en las redes sociales

Suele ocurrir con no poca frecuencia, en el actual y moderno ámbito de las redes sociales, la desagradable situación de “usurpación” del nombre. Ya seamos Persona Física y Persona Jurídica podemos encontrarnos que, al intentar registramos con un nombre de usuario, este resulta que ya ha sido registrado por otro anteriormente.

Si se plantea este supuesto, podemos encontrar dos situaciones bien diferenciadas atendiendo a si eres un particular (persona física) o eres una entidad (dotada de mercantilidad o no –asociaciones, grupos culturales, etc-).

Para el caso de que la usurpación se haya producido sobre un particular, digamos por ejemplo, que te llamas José Fernández y quieres registrarte en una red social con ese nombre y apellido de una forma exclusiva y excluyente, la respuesta obtiene una solución negativa directa, pues en las políticas regidoras de estas redes vienen a reglar, básicamente, “el primero que llega es el que obtiene el nombre”. Sería una acepción simplista de la máxima jurídica “prior in tempore, potior in iure”.

Pero la complicación se acentúa considerablemente cuando hablamos de una “usurpación” sobre el nombre comercial o de algún signo distintivo de una entidad, ya que aquí entran en juego el amparo de normas legales, por un lado, e intereses comerciales por otro.

Así, ¿qué ocurre en los supuestos donde un titular de derechos marcarios, que son prioritarios en el tiempo, se encuentra con que su signo está siendo utilizado por un tercero en una red social?

Como ya hemos apuntado, no es una cuestión fácil de resolver, pues los administradores generales de las redes sociales (responsables de la gestión de los perfiles) suelen establecer diversas trabas hasta llegar al aburrimiento, técnica que por otro lado, resulta increíblemente eficaz.

Generalmente no podemos plantear una denuncia formal por la vía penal, pues este tipo de “usurpaciones” se escapa del ámbito criminal (principio de intervención mínima), por tanto, perdemos esa baza de presión e incisiva que utilizamos en otros escritos extrajudiciales.

Por ello, me gustaría compartir con vosotros cómo planteamos este tipo de situaciones que, en la mayoría de los casos, termina favorablemente para el usurpado, aunque también en no pocas ocasiones el asunto se encona escarnecidamente y es verdaderamente dificultoso salir airoso del contencioso.

Paso 1: El primer paso que deberíamos tomar es utilizar las herramientas que nos facilitan las mismas redes sociales para denunciar un perfil, una página o un contenido. Cada plataforma tiene un sistema diferente de notificaciones/denuncias, pero normalmente suele consistir en un formulario a rellenar por el interesado. En los casos que trabajamos en nuestra Firma de Abogados, siempre encaminamos la denuncia por violación de derechos de propiedad intelectual o usurpación de marca.

Una vez planteada la denuncia, nos llegará un email automatizado confirmatorio comunicándonos que están estudiando nuestra situación y que en breve nos llegará un email resolviendo sobre esa presunta infracción. Generalmente esta nueva comunicación nos llegará en un periodo de 7 – 10 días.

Paso 2: En segundo lugar, una vez recibida la comunicación, ésta nos informará que no pueden hacer nada al respecto porque: 1. El usuario no utiliza el signo con fines comerciales, o sus productos o servicios son diferentes, o 2. Nuestra marca no es notoria y por tanto no causa confusión en el consumidor/usuario.

Pues bien, lo importante no son las razones que se incluyen en la contestación, sino que ya tenemos una dirección de coreo electrónico concreta donde dirigirnos.

Paso 3: Ahora es el momento de redactar un requerimiento contundente, basándonos en la legislación que nos es favorable, y además remitiéndolo por conducto fehaciente. Este último requerimiento sí suele ser más efectivo, y llega a tener los efectos deseados.

Como ejemplo, y en la cuestión puramente legal, nos basamos fundamentalmente en el artículo 34 de la Ley de Marcas (relativo a los derechos conferidos por la marca), y muy especialmente en su apartado e) de su punto tercero, donde «podrá prohibirse, en especial:

  1. e)Usar el signo en redes de comunicación telemáticas y como nombre de dominio».

Por último, está la cuestión del idioma, que normalmente se requiere una comunicación en inglés. Por mi parte recomiendo que, siendo la prestación del servicio en internet en España, tenemos derecho como usuarios a denunciar en inglés y que nos contesten en la lengua oficial de la relación, aunque, suele ser este otro derrotero, del que podríamos hablar en otra ocasión.

 

Javier Del Rey.

 

 

 

Entrevista del mes a Keka Sanchez

¿Qué te motivó a acercarte al Derecho de las Nuevas Tecnologías?

Mi obligación de estar informada acerca de las modificaciones en las condiciones legales y de privacidad como profesional del sector de social media. Cómo nos afectarán como usuarios así como conocer la veracidad de contenidos que debo subir. En las redes sociales es fácil correr bulos y esto es algo que no sólo perjudica a quien se hace eco, si no que puede afectar de lleno a la reputación de quien lo ha difundido. Me siento responsable también de dar ejemplo con una buena praxis  cuando comento, comparto o retuiteo informaciones

¿Cómo ves el presente y el futuro del Derecho de las Nuevas Tecnologías?

El presente lo veo evolucionando irremediablemente a base de vulneraciones que llegan antes de que se sepa como proteger los derechos de los usuarios en en determinadas situaciones y escenarios digitales. En referencia a la sentencia europea del derecho al olvido, establecer las bases sobre lo que debe ponderar si el derecho de información o la privacidad del usuario requiere un ejercicio de amplio conocimiento de no solo de la norma si no de cómo aplicarla para que los criterios que sean garantes de los derechos. El futuro lo veo reinventándose como las nuevas tecnologías.

¿Crees que los abogados (de cualquier rama) aprovechan el uso de las Nuevas Tecnologías para el ejercicio de su profesión?

Ciertamente no. Hay ramas más cautivas de lo tradicional que otras, así como promociones que se están desarrollando de la mano de las nuevas tecnologías pero éstas son las más recientes. Aprovechar las oportunidades tecnológicas requiere no solo una formación si no una disrupción por parte quienes quieren incluirlas en su modo de vida. Los profesionales del derecho están acostumbrados a la jerarquía y la verticalidad y el uso de las nuevas tecnologías aporta globalidad y la horizontalidad

¿Cómo crees que cambiará el ejercicio de la abogacía en un futuro inmediato?

Imagino que debido al auge de delitos informáticos y de los ataques en las redes sociales, los abogados deberán especializarse en estas materias cada vez más demandadas por los usuarios y en las universidades tratarán con más frecuencia este tipo de cuestiones.

Keka Sánchez